Las multas previstas por la administración van desde 900€ en los casos de sanciones leves hasta 1.750.000 € en los casos graves.

Y la Administración tiene potestad para presentarse sin previo aviso en las oficinas y realizar una inspección.

En estos casos es sancionable tanto el no haber encargado el tratamiento de sus residuos a una entidad especializada como mantener los residuos en las oficinas un años o más.

 

 

 

Regenera Canarias